Un cortocircuito provocó un incendio en una vivienda

Minutos antes de las 9 de la mañana de este miércoles fue requerido el servicio de Bomberos Voluntarios en una vivienda ubicada en el Camino de Yameo al 190 por un principio de incendio.

Todo comenzó con un cortocircuito en una de las habitaciones de la casa, que rápidamente tomó proporciones mayores. El fuego alcanzó un sofá que estaba en el cuarto de uno de los integrantes de la familia Tata, que en ese momento no se encontraba en el lugar.

Quienes sí estaban allí, eran María y uno de sus hijos, que rápidamente llamaron a los Bomberos. Mientras estos llegaban, un vecino que pasaba por el camino vio fuego y a María que desesperadamente sacaba dos garrafas y algunos elementos para evitar que el fuego se propague. Juntos intentaron sofocar las llamas, que “por suerte” no traspasaron a los cuartos lindantes que tenían cielorraso, lo que hubiese sido mucho más grave.

Al llegar la dotación de Bomberos Voluntarios todo fue controlado rápidamente, y solo se sufrió algunas pérdidas materiales.

Compartimos el informe de Bomberos Voluntarios:

Nota Anterior

San Andrés de Giles: Allanaron una casa por violencia de género y venta de drogas

Siguiente Nota

7 de junio: celebramos y disfrutamos el Día del Periodista

Sin comentarios

Enviá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *