Gonzalo Saulino: “Lo que vivimos por la policía de Giles fue un abuso de autoridad”

Así lo describió Gonzalo Saulino. En los último días salió a la luz una publicación donde mencionaba que nueve policías de San Andrés de Giles habían sido denunciados por golpes y abuso de poder. Tres vecinos de Areco lo hicieron, debido a lo que tuvieron que pasar (según su relato en ese portal). Así mismo, el comisario de la vecina ciudad habló con los medios de allí y desmintió esos dichos.

“Lo que dice el comisario está bien y no. La primera parte fue así, pero después no. Obviamente es su palabra contra la nuestra. Dice que no hubo golpes y si lo es, porque mi suegro tiene 2 costillas rotas. Él nunca se puso violento ni nada. Lo redujeron por la fuerza y lo esposaron. Me esposaron a mi porque yo quise defender a mi novia cuando le quisieron sacar el celular. No porque yo también me puse violento”, argumentó Gonzalo en Dinámica Matinal.

Siguió mencionando “me pegaron en la cara y me taparon los ojos con el barbijo. Yo tengo las radiografías donde a mi suegro se le ven las costillas rotas. Se las hizo en el mismo hospital de Giles donde antes no nos revisaron”.

Además explicó que su auto tenía la documentación completa y que al otro vehículo (que lo acompañaba) le faltaba el seguro solamente, no saben bajo qué contexto querían secuestrarlo.

“Fundí mi auto y lo llevé a un mecánico de Areco. Él lo lleva a Giles y al tiempo de 1 mes me avisan que estaba arreglado el motor, cuando yo nunca les confirmé que lo hicieran. Cuando lo voy a buscar veo que estaba mal hecho y ahí les dijimos que no se lo íbamos a pagar. Como estaba mal arreglado quise agarrar mis cosas y ahí comenzó la discusión. No estábamos haciendo nada y de repente cayeron dos patrulleros y 9 policías. Estábamos esperando que llegue el mecánico de Areco para terminar de solucionar el hecho, pero pasó lo que pasó con la policía. Fui a la fiscalía de Mercedes y realicé una denuncia penal y también con la Comisión por la Memoria”, relató Gonzalo.

Por último dijo a este medio que les secuestraron los teléfonos para borrar los videos y que eso no es parte del protocolo. “El comisario Roldán en su relato miente en casi todo. Esto es un abuso de autoridad y cuanto más lo cuento, más comentarios me llegan de Giles diciendo que ya hubo situaciones con policías así”, culminó el vecino Saulino.

Previous post

Un hackeo de WhatsApp a un vecino podría haber terminado en estafa

Next post

"Cuando un perro muerde y mata a otro animal, se tiene que labrar actuaciones por daños"