Exaltación de la Cruz: vuelven a fumigar una escuela rural y advierten por los casos de cáncer

Tras una nueva fumigación a una escuela rural, una organización ambientalista denuncia que en los barrios afectados, una de cada tres familias presenta casos de cáncer. Además, al igual que en Pergamino, exigen un análisis del agua y una distancia mínima de 3 mil metros para las pulverizaciones.

En marzo pasado, la imagen de una avioneta fumigando con agroquímicos por encima de una escuela rural de Exaltación de la Cruz, recorrió todo el país. Ahora, ambientalistas locales denuncian que un “mosquito” fumigó a metros de la misma escuela, en horario escolar.

Si bien desde el municipio a cargo de Adrián Sánchez aseguran que el procedimiento se realizó a dos kilómetros del establecimiento y con la fiscalización en persona de la Ingeniera agrónoma del gobierno local, lo cierto es que los ambientalistas reclaman un punto incumplido de la Ordenanza 101/2012, que deja mal parado al gobierno.

En esa Ordenanza, no se fijan metros exactos para las fumigaciones en horario escolar, por lo cual, el nuevo episodio que afectó a las Escuelas Primaria Nº 4 y Secundaria Técnica Nº 1 de Parada Roble, debió haber sido suspendido.

El nuevo caso se dio el pasado sábado, cuando según el relato de los vecinos y autoridades de la escuela, “un mosquito de arrastre continúo sus trabajos que venían del fin de semana, fumigando sin el más mínimo reparo por la salud de niñas y niños y la población en general”.

“No es un caso aislado. Es una constante. La situación en Exaltación de la Cruz es insostenible”, denunciaron en un comunicado.

La organización ambiental Exaltación Salud denunció el nuevo caso de pulverización y recordó las justificaciones de la Ingeniera agrónoma del municipio, Victoria Majkowski, quien en la primera fumigación aérea hacia la escuela de Para Robles intentó transmitir tranquilidad a los vecinos explicando que los químicos utilizados eran “como un insecticida”.

“No resiste al más mínimo análisis esa comparación. Al insecticida uno elige si lo echa o no. Es diferente con las fumigaciones, que uno no lo elige”, manifestó para INFOCIELO, Anabel Pomar, una de las referentas de Exaltación Salud. Las dos fumigaciones cerca de la escuela rural provinieron del campo perteneciente al productor Miguel Zocca

A su vez, desde la organización advirtieron que el municipio se valió de un técnico con vínculos a Monsanto para capacitar a los aplicadores. Se trata de Diego Oliva, quien en su propia página web aclara que trabaja como Capacitador oficial del ministerio de Agroindustria de la Provincia y también es “Asesor externo de Monsanto en tecnologías de aplicación agrícola”.

Fuente: Infocielo

Nota Anterior

Cenas a orillas del río y una noche en una estancia de campo: planes para escaparse de la ciudad por 48 horas

Siguiente Nota

Falivene busca un nuevo triunfo y la punta del campeonato

Sin comentarios

Enviá tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *