Antes eran las villas; en esta campaña, las haras

En días pasados hemos recibido muchos comentarios de compañeros trabajadores de distintos Haras de San Antonio de Areco. Todos coinciden en la misma versión. Recurriendo al clásico modelo de instalar miedo y confusión, el candidato de Cambiemos, de la mano de los propietarios de Haras, se presenta en los distintos establecimientos para advertir que el FPV va a cerrar los Haras en caso de lograr un nuevo período de gobierno.
Este sistema de llevar falsas versiones a distintos comercios y hogares tiene un único fin: el de sembrar incertidumbre y desesperanza en nuestros vecinos.
Por eso, desde el FPV queremos advertir a la comunidad de San Antonio de Areco, principalmente a sus trabajadores, para que no se dejen engañar.
Es cierto que los propietarios de los Haras están muy disconformes con la política fiscal de nuestro Gobierno. Y esto se debe a que por primera vez en la historia se han incorporado los Haras al régimen tributario Municipal. Es decir que a partir de 2014 deben pagar tasas como todos los comercios del Partido. La reacción ha sido unánime en el sentido de llamarse a rebelión fiscal y no pagar sus tasas. Desde el Municipio se tomaron las medidas legales correspondientes. Esto ha generado que los titulares de Haras y muchos de sus administradores se pongan abiertamente a trabajar por evitar la continuidad del gobierno del FPV, a fin de retrotraer la situación fiscal a la nada, sin importarles el rumbo favorable que ha tomado Areco en materia de inclusión.
Tan es así, que nos consta que los Haras son los principales financistas de la campaña de Cambiemos en el orden local.
La aclaración viene al caso, ya que nuestro Gobierno no sólo ha creado las primeras carreras universitarias del país en materia de producción equina y administración de Haras en el Centro Universitario Areco, sino que además hemos fomentado y estamos a un paso de convertirlo en una Universidad Nacional especializada, entre otras cosas, en los quehaceres de los Haras. Lejos de lo que intenta instalar Cambiemos, el FPV apuesta al desarrollo y crecimiento de esta actividad. El objetivo fundamental es capacitar a los trabajadores de estos establecimientos y dignificar esta labor.
Nos queda la sensación que Cambiemos, en línea con su líder Mauricio Macri, no comparte la idea de mejorar las condiciones educativas y laborales de trabajadores rurales, para no generar mayores costos a la patronal y mantener la mano de obra barata y precarizada.
El FPV trabaja de manera integral por el desarrollo, progreso y crecimiento de San Antonio de Areco, en línea con las políticas del gobierno nacional, con el horizonte en la inclusión y extensión de derechos, tal como viene expresando en todo el mundo nuestro querido Papa Francisco.
Jamás aceptaremos argumentos de falta de rentabilidad por el sólo hecho de exigir a los Haras que paguen sus obligaciones, como hace la mayoría de nuestros vecinos con gran esfuerzo.
Para evitar confusiones y campañas sucias, el FPV Areco aporta esta aclaración.

Previous post

El Diputado Nacional Omar Duclos del Partido Progresistas en Areco

Next post

Durañona: "Tengo la responsabilidad de poner luz en esta oscuridad"